viernes, 31 de mayo de 2019

El Vestidito Amarillo

Impecable, preciosa
¡Ven a jugar, ven corre!
¿Qué te pasa?
“Mi vestido es nuevo
y los zapatos
de charol brillante”
¡Cuidado niña! 
tu vestido se arruga
y tus zapatos se ensucian
mejor no juegues, solo mira
 que admiren tu inocente belleza,
suspiras, te sientas con cuidado,
como una princesa.
¿Te acuerdas mamá del vestidito amarillo?
Mamá no sabe dónde perdió aquel talento,
mamá ya no cose..


(A mi madre)



2 comentarios:

  1. Y es que las madres son/eran verdaderas "hacedoras" de magia!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hermoso lo que dices, así es...mi madre hacía magia. Gracias.

      Eliminar